Alcibíades Lazzaro: “Hace más de 20 años que creo que la recuperación de la política no puede venir de arriba hacia abajo, sino de abajo hacia arriba. Eso es democracia plena”

En “Balcarce Vox”, Alcibíades Lazzaro dejó nuevo testimonio sobre su ideario, sus principios y su persistente e intensa actividad.

Lazzaro, militante del Movimiento de Renovación y Cambio de Raúl Alfonsín desde su fundación, animado por el recordado Beto Vuotto, publicó recientemente el libro “Municipalismo. El Último Bastión”, del cual señala Martín Andrés Ibarguengoytía en su prólogo, que es “un resumen preciso y consciente que nos cuenta, en sus primeras dos partes, los motivos por los cuales nuestro país se ha vuelto un verdadero laberinto”.

En su obra, fuera de toda cartelería política, Alcibíades Lazzaro informa porqué el municipalismo o la autonomía municipal como esencial herramienta de la democracia, podría ser la llave que nos conduzca a la salida del laberinto en que el país yace sumergido desde décadas atrás.

Dice Alcibíades: “Son apuntes para la profundización del proyecto democrático, a partir de lasbases ciudadanas asentadas en la Autonomía Municipal”.

El autor define a la Autonomía desde lo político, como la potestad que dentro de un Estado tienen provincias, municipios, regiones u otras entidades, para regirse mediante normas y órganos de gobierno propios. Dice que es un mecanismo de políticas municipales propias. Define al Municipio como unidad autónoma en lo económico, social, territorial y político. Especifica derechos, deberes y facultades para la autodeterminación de sus proyectos.

Lazzaro requiere no confundir autonomía con autarquía, con descentralización, ni con desprendimientos distritales.

Expresa su autor que el libro “comprende una visión resumida de la evolución política argentina y sus efectos sociales, especialmente en lo concerniente a los pueblos del interior, históricamente postergados. Pueblos con gente que ante medidas de gobierno y requerimientos excepcionales, es la primera en poner el hombro y la última en el reparto de beneficios”. Señala que el principal objeto del trabajo es abordar rasgos y alcances de la realidad comunal.

Pese a su falta de aplicación en nuestra provincia y en otras, la autonomía municipal fue establecida por la Constitución Nacional en sus arts. 5 y 123.

El libro consta de tres apartados, integrado cada uno de ellos por varios capítulos.

El primer apartado brinda una semblanza de la estructura de poder. Sus capítulos versan sobre: Política y poderes; La República perdida; Crisis recurrentes; Estado “cuasi” feudal; Neoliberalismo vs. Democracia; Relaciones carnales y FMI; Nuestra moneda; Finanzas públicas; Políticos vs. Sociedad; Elecciones y partidos y La política en la mirada social.

El segundo apartado muestra la concentración de influencias en manos de pocos en perjuicio de los muchos y sus consecuentes efectos políticos y sociales. Sus capítulos tratan sobre: Mala praxis política; La Corrupción; Oportunidades vs. Privilegios; Jaque a las PYMES; Mercado laboral; Jubilados, crónica de un saqueo; Deuda interna; La patria se queja y Conflicto de pertenencia.

El tercer Apartado pone el acento en los legítimos valores y recursos cívicos. Señala como herramienta fundamental el municipalismo y fundamentalmente el régimen de autonomía municipal. En sus tres secciones el autor se refiere a la Introducción al municipalismo y a los efectos en la sociedad comunal y en el municipio; a las provincias no autonomistas y especialmente al régimen municipal bonaerense y a los Antecedentes, creación y funcionamiento de la autonomía en la Argentina, entre otros temas.

Martín Andrés Ibarguengoytía define a “Municipalismo. El Último Bastión” como: “Un libro que ningún aspirante a la política activa debería perderse, y especialmente ningún ciudadano dispuesto a sumar su aporte en cumplimiento de insoslayables deberes cívicos, en pos de una sociedad democrática organizada”.

El libro puede adquirirse en las Librerías La Brava, Homero y Barthés. Su precio es de mil pesos y el 50 % de ese monto es destinado a la Sociedad de Protección a la Infancia.

Alcibíades manifestó su disconformidad por el desplazamiento que el radicalismo ha tenido hacia la derecha en los últimos años. “No ha conformado plenamente mis expectativas”, dijo.

“La gente debe tener injerencia en la política. No puede hacerlo en la nación y en las provincias, pero sí puede hacerlo en los municipios”, dijo Alcibíades Lazzaro a “Balcarce Vox”.

ENTREVISTA COMPLETA:

Artículo Anterior Artículo Siguiente
Informese Primero - El Diario Digital de Balcarce

Haz click en el anuncio