Fútbol Femenino: que penas podrían afrontar las jugadoras de Ferro

El suceso violento acontecido en cancha de Boca este miércoles es el segundo de magnitud que ocurre en el certamen Oficial Femenino. El primero, como se recordará, ocurrió durante el pleito que animaron Atlético San Manuel y San Lorenzo, en el marco de la segunda fecha del torneo y cuando, tras una acción de juego, las jugadoras de ambos equipos se pelearon entre ellas con golpes y patadas incluidas. El hecho derivo en siete jugadoras expulsadas (tres de San Manuel y cuatro de San Lorenzo), que varios días después recibieron durísimas penas de entre 4 y 30 partidos. Y el partido dado por perdido.

Si bien las sanciones fueron muy duras, estas se aplicaron a partir del informe del juez Abel Loza que indicó que la agresión fue mutua, pero que no existió ese proceder hacia el arbitraje, lo cual difiere bastante del acontecimiento de este miércoles en la cancha “Néstor Fabrizzi”. Es más, del incidente solo participó el equipo visitante, permaneciendo las jugadoras de Boca a un costado. Las imágenes exclusivas de ACCION5, único medio periodístico presente, dan cuenta que el árbitro Pablo Gajardo debió lidiar únicamente con el equipo de Ferroviarios, también uno de los línesman sufrió agresiones diversas.

Es aquí cuando la gravedad de los hechos es mayor aún, ya que, en el Reglamento de Transgresiones de la AFA, la agresión al árbitro advierte mayores penas. En este sentido, el artículo que podría determinar las acciones es el N° 183, que suspendería con penas de 1 a 5 años al jugador/a que “agreda al árbitro aplicándole golpe por cualquier medio, o lo derribe, embista, empuje, dé empellones o zamarree violentamente con propósitos de agresión”. También entrarían en juego los siguientes, el N° 184 y el N° 185, con penas de 10 a 30 partidos en el primer caso y de 3 a 12 partidos, en el segundo caso.

El 184, uno de los más utilizados a la hora de juzgar perjuicios contra el árbitro, describe: “Suspensión de diez a treinta partidos al jugador que salivare en forma deliberada, intente agredir, amenace u ofenda gravemente al árbitro, le arroje intencionalmente la pelota con las manos o pies, alcanzando a golpearlo o cualquier otro ataque que se realice con menor violencia…”. El 185, penará hasta con 12 partidos, “al jugador/a que provoque de palabra o actitud al árbitro, discuta en tono violento, ofenda o insulte, se mofe o burle de palabra, gesto, actitud, ademán equívoco; o tironearlo de la ropa o inferirle cualquier otro agravio”.

En el incidente del miércoles, recordemos, hubo cuatro jugadoras expulsadas y otras tantas amonestadas e informadas. Las más complicadas son las que agredieron con golpes de puño, empujones y patadas al árbitro Pablo Gajardo, a quien Ferroviarios (femenino), acusó de haber agredido a una jugadora desde una cuenta de Facebook. Tras el incidente, el juez decidió interrumpir el juego a 20’ antes de su finalización, y dar por ganado el partido a Boca Juniors que, al momento de los hechos, vencía por 1-0 con un gol de penal de Valeria Telechea. La “noveleta” quedará resuelta el jueves en los escritorios de la LBF.

(Gentileza de ACCION5.com)

Artículo Anterior Artículo Siguiente
Informese Primero - El Diario Digital de Balcarce

Haz click en el anuncio