Parque Eólico Miramar: la millonaria obra que ya brinda energía limpia a la región

En un día tan soleado como ventoso, las 29 turbinas que alimentan a los molinos del Parque Eólico Miramar situado en el kilómetro 50 de la ruta 88, se encontraban este viernes funcionando casi a su mayor potencial de los 98.6 mw que están anexados al sistema eléctrico.

La imponente obra para la cual se invirtió la millonaria cifra de 215 millones de dólares y se espera que permanezca  activa durante al menos 2 décadas, cuenta con 29 torres con unos 110 metros de longitud y cada una con 3 aspas de 70 metros, que producirán energía limpia y sustentable, que se distribuye a través de la red de alta tensión y de ahí al interconectado nacional.

Si bien la planta que es capaz de producir electricidad para 100.000 habitantes, se encontraba funcionando desde el 26 de noviembre, se realizó este viernes la inauguración oficial en un sector situado junto a la estación elevadora.

Estuvieron presentes el intendente municipal, Sebastián Ianantuony, Rubén Sánchez Castro, vicepresidente de ejecución de Goldwind, y representantes de las embajadas China y Argentina en ambos países, junto con demás funcionarios.

Además, mediante videos dejaron su mensaje, Wu Gang, presidente de Goldwind Group, Xiao Lijun, presidente del Bank of China y René Vaca Guzmán, titular de la CEA.

Estos aerogeneradores  tienen la particularidad que no cuentan con caja multiplicadora sino poseen tecnología de imanes permanentes. Fueron fabricados en China y cruzaron en barco todo el Océano Atlántico hasta llegar al puerto de Quequén, donde luego fueron trasladados en camiones hacia la estancia “La Rosa Blanca” – donde se encuentra la obra -, para su puesta en funcionamiento.

Dentro del predio existen 14 kilómetros de caminos internos de tierra, 29 cimentaciones de 850 metros cúbicos bajo tierra y la subestación elevadora que lleva la energía de 33 a 132 kw para conectarse a la línea de transmisión del sistema eléctrico argentino.

“Muchas empresas y personas tuvieron que trabajar muy duro para hacer esto posible durante los dos últimos años donde ocurrieron diversas cosas en Argentina y todo el mundo, pero seguimos adelante para llegar a este día que estamos felices de celebrar”, dijo Rubén Sánchez Castro, vicepresidente de ejecución de Goldwind.

“Durante la construcción en su momento pico, se generaron 500 puestos de trabajo directos, muchos de ellos para vecinos de Miramar y alrededores. El parque eólico estará operando y generando energía limpia al menos los próximos 20 años”, agregó.

Orgullo local

El jefe comunal Sebastián Ianantuony, evidenció su orgullo por formar parte de un proceso dificultoso pero que trajo un gran resultado final. “Es un día muy importante y de celebración para General Alvarado, que marca un antes y un después. Es el fin de la etapa de construcción que llevó mucho tiempo pero le dio trabajo a 300 familias locales, ahora estamos en el desafío de brindar energía verde o limpia, e incluso barata en relación a lo que cuesta 1 mega de energía térmica”, sostuvo.

“Mi vínculo con este proyecto nació en 2016, luego atravesamos las etapas de estudio, elección del predio, volumen del viento y demás cuestiones. Nuestro distrito es capaz de alcanzar grandes metas como esta, seguimos avanzando junto a la Provincia para la creación de otro parque (eólico) y acompañaremos los proyectos que se desarrollen en ese sentido”, concluyó el intendente.

Artículo Anterior Artículo Siguiente
Informese Primero - El Diario Digital de Balcarce

Haz click en el anuncio