Cargando...

Espere un momento por favor.

Violento asalto sufren dos familias balcarceñas que veraneaban en Miramar

Estas fueron unas vacaciones para el olvido. Lo que pretendía ser unos días de descanso reparador junto al mar, se convirtió en una verdadera pesadilla que tuvo un abrupto final.

Dos familias balcarceñas programaron sus vacaciones en la vecina ciudad de Miramar. Eligieron el complejo de cabañas "Los Pinares", situado en la calle 62 al 300, por sus comodidades.

Gustavo Rastelli y Roberto Di Marco, junto a sus esposas e hijos, organizaron el viaje. Lo que nunca imaginaron es que "en la ciudad de los niños" fueran víctima de un violento asalto.

EL HECHO

Ocurrió anteanoche, poco después de las 22. Dos delincuentes portando armas de fuego y con sus rostros cubiertos con capuchas, sorprendieron a Gustavo y Roberto, a quienes obligaron a ingresar a la cabaña donde se encontraban los demás integrantes de ambas familias, entre ellos cinco menores de edad.

A punta de pistola, los asaltantes redujeron a sus diez víctimas, las que no ofrecieron resistencia alguna. Incluso fueron atadas con cordones para poder ellos desplazarse dentro de las distintas dependencias de la cabaña, alzándose con cuanto elemento de valor allí había: prendas de vestir, teléfonos celulares, cámara fotográfica y hasta una bicicleta con la cual Rastelli, amante de ese deporte, aprovechaba para entrenar.


También engrosaron su botín con el dinero que las familias tenían en su poder.

Para escapar, los encapuchados, que se mostraron agresivos en sus amenazas, cargaron los elementos en un utilitario Fiat Doblo propiedad de Rastelli, que horas más tarde apareció abandonado a unas quince cuadras de donde se cometió el atraco, en avenida 37 y 62.

Tras la conmoción inicial por el momento vivido, los damnificados dieron aviso a la Policía, que montó un operativo cerrojo pero no alcanzó para identificar a los ladrones.

La investigación quedó a cargo de la Superintendencia de la Policía miramarense, se señaló.