Guzmán admite que no podrá bajar subsidios como exige el FMI: se viene la suba de tarifas

Martín Guzmán, ministro de Economía, atraviesa aguas turbulentas y no solo por los cruces internos desde la coalición de Gobierno y las duras críticas de las que es blanco, sino también por la complicada coyuntura en lo que respecta al cumplimiento de las metas pautadas junto al Fondo Monetario Internacional (FMI) por la renegociación de Deuda.

Es que el organismo financiero ha pedido la imperiosa reducción de los subsidios de los servicios públicos como una de las condiciones indispensables para seguir adelante con el plan. Ésto, a priori, es algo con lo que el jefe de la cartera de Hacienda no puede lidiar.

Ante un oscuro panorama de cara a lo que se viene, se sabe que Guzmán determinó delegar en la Secretaría de Energía, y por medio de un decreto, la etapa final de la tan mentada segmentación de tarifas. Así, se pretende dejar establecidos los criterios elementales para que se haga efectiva la completa eliminación de los subsidios a la energía, algo que está pesnado para los sectores más pudientes de la población.

Pero la cosa no es tan lineal, y los caminos no están allanados dado que el mismo Guzmán admite ante propios y extraños que no podrá cumplir con las exigencias del FMI y que el peso de los subsidios no es fácil de eliminar del Presupuesto, al menos no en los tiempos reclamados por el organismo financiero internacional. En este contexto, el Gobierno de Alberto Fernández determinó un nuevo (el segundo y posiblemente último) aumento de tarifas de este año 2022, mientras que las empresas distribuidoras de energía procuran acelerar su plan de adaptación de sistemas de acuerdo al nuevo esquema de pagos.

Guzmán se encargó de remarcar que a inicios de junio enviará el decreto mencionado directamente al área de Energía que conduce Darío Martínez. Esto es ni más ni menos que lo que se ha acordado con el FMI y que ahora el Gobierno, apretado por las circunstancias, debe hacer. Del acuerdo con el Fondo se desprenden tres variantes para el complejo escenario: los que tienen tarifa social, los que no podrán tener esa ayuda y finalmente el porcentaje de personas con mayores ingresos, que no se beneficiarán de las subvenciones y se verán obligados a abonar la tarifa plena.

Con este marco, Martín Guzmán también destacó que el Gobierno está "construyendo las condiciones" para que se produzca un descenso de la tasa de inflación mensual y afirmó que la acumulación de reservas es "fundamental" para lograr la estabilidad macroeconómica que necesita el país. "Estamos construyendo las condiciones para que la tasa de inflación mensual siga bajando", sostuvo el funcionario nacional, quien indicó que el incremento sostenido y generalizado de precios "es el principal problema del mundo y en la Argentina es más fuerte".

En declaraciones radiales, el titular del Palacio de Hacienda anticipó que la inflación de mayo será menor a la registrada el mes anterior y subrayó que el país "transita una senda de recuperación económica muy fuerte con generación de empleo".

Artículo Anterior Artículo Siguiente
Informese Primero - El Diario Digital de Balcarce

Haz click en el anuncio