Nucciarone y un arranque que dejó cosas positivas

El Rally Mar y Sierras puso en marcha su temporada 2021 con la actividad que se llevó a cabo en General Lavalle. Fueron 47 los binomios que animaron la competencia, un número sensiblemente por debajo de lo que históricamente ofrece la categoría, pero que estuvo dentro de las expectativas que tenían los organizadores en medio de la actual situación de pandemia.

El balcarceño Martín Nucciarone, navegado por su hijo Uriel, estuvo presente con el VW Gol, en la Clase N1. Estadísticamente no fue bueno el resultado, ya que debió abandonar apenas iniciada la segunda etapa, pero del lado positivo quedó para rescatar el buen rendimiento del auto, que cuando estuvo en plenitud de funcionamiento le permitió estar entre los más rápidos de la divisional.

PREMATURO PROBLEMA

A poco de iniciarse la primera etapa los balcarceños se retrasaron al producirse la rotura del soporte del cable del acelerador. Realizaron una reparación provisoria, dejando el auto acelerado casi a fondo, por lo que la desaceleración la fueron manejando con el corta corriente para poder continuar en carrera. Esta circunstancia determinó que al cabo de las dos primeras pruebas de velocidad (eran 8) quedaran a más de 12 minutos del binomio puntero.

Al llegar a la zona de asistencia, promediando la etapa, lograron efectuar la reparación y a partir de ahí iniciaron otra carrera.

RITMO DE CARRERA

En la plenitud del funcionamiento del Gol, Nucciarone pudo imprimir un buen ritmo y ello le permitió marcar tiempos parciales que lo ubicaron quinto y en las dos últimas pruebas especiales quedó tercero, detrás de Flores y Grassi. Finalmente quedó al cabo del primer parcial a poco más de 13 minutos del líder, en el 7° puesto, dejando evidenciado que de no haber surgido el problema del acelerador hubiera estado entre los 3 primeros.

SEGUNDA ETAPA

Con lo observado en la segunda parte de la etapa, los pilotos locales aspiraban a tener un buen resultado en la jornada del domingo, para la que se procedió a cambiar la caja de velocidades del VW Gol al detectar algunos ruidos que podían derivar en una rotura.

Pero las ilusiones quedaron truncas rápidamente. Como una señal del destino, en la segunda curva del prime, casi en el mismo lugar donde surgió el problema del acelerador, se rompió un palier que determinó el abandono de la carrera.

Más allá de estas alternativas mecánicas que lo complicaron, Nucciarone se mostró conforme por el rendimiento que mostró el auto en una parte de la prueba y también destacó la tarea de su hijo como navegante, haciendo una buena hoja de ruta, lo cual lo entusiasma de cara a próximas presentaciones.

EN GENERAL MADARIAGA

Indicó que se le hará un repaso general al auto con la intención de estar presentes en la próxima convocatoria, que será del 4 al 7 de marzo, en General Madariaga, con el atractivo de ser fecha doble.

LA CARRERA

La clasificación general quedó en manos de Rodrigo Di Salvo y Andrés Pissaco, binomio de Chivilcoy que compite con un Peugeot 208. El segundo puesto fue para Horacio Heiland-Gerardo Scicolone, con un Audi A1, a 4'43", y completaron el podio Mario Llinás y Oscar Solimano, con VW Gol, ganadores de la Clase N7, a más de 8 minutos.

Artículo Anterior Artículo Siguiente
Informese Primero - El Diario Digital de Balcarce

Haz click en el anuncio