Clarín tuvo que reconocer que «La Morsa» no era Aníbal Fernández

Luego de haber operado incansablemente para instalar en la sociedad que Aníbal Fernández era el narco apodado «La Morsa», y tras utilizar ese argumento para allanar el camino en la Provincia de Buenos Aires para que María Eugenia Vidal le ganara las elecciones al entonces candidato del kirchnerismo, el ultra-opositor diario tuvo que reconocer sus mentiras y aclarar que ese delincuente era Julio Pose, acompañado de una runfla de delincuentes: «un militar carapintada echado del Ejército. Un espía de la SIDE convertido en un freelance a comisión de la embajada de Estados Unidos. Un agente de la DEA y su mano derecha (un famoso luchador de catch de Titanes en el Ring), todo coronado por 44 kilos de cocaína que viajaron escondidos en un Ford Escort 1800 kilómetros desde Salta hasta Recoleta».

Ante ello,  manifestó hoy mediante un twitter el Presidente Alberto Fernández :   En Argentina parte de la justicia, de la política y de los medios acordaron difamar y perseguir opositores. Cuando sus mentiras caen los mismos que hacían eso se corrigen como al pasar. Resulta que ⁦@FernandezAnibal⁩ no era “la Morsa”. En fin...

Ahora Clarín revela que «estos son los elementos de un caso que logró permanecer oculto durante más de 15 años y que, ahora en la etapa final de un juicio oral, muestra como ningún otro las operaciones de la agencia antinarcóticos norteamericana (DEA) con espías locales».
Artículo Anterior Artículo Siguiente
Informese Primero - El Diario Digital de Balcarce

Haz click en el anuncio