Cargando...

Espere un momento por favor.

16 de abril de 2019

Seria denuncia contra el titular de la Sub DDI de Balcarce

 La formuló públicamente el experimentado periodista  Luis María Ponce contra el comisario Maximiliano Blanco Ríos.

   Ponce relató que aproximadamente a la hora 22 del último viernes uno de sus hijos junto a un amigo adquirieron una bebida conocida como “mojito” en el local comercial de calle 23 entre 26 y 28. Manifestó que luego ascendieron a su automóvil y se dirigieron hacia su domicilio sito en calle 32, a pocas cuadras de allí.

   Luis María Ponce señaló que al estacionar el vehículo, los dos varones fueron abordados por el comisario Blanco Ríos, junto a tres efectivos policiales, de los cuales dos eran hombres y una mujer, quienes aparentemente los venían siguiendo desde el citado local comercial.

   “Los bajaron a tirones y patadas “, expresó el periodista y agregó: “ Hasta  los testículos les agarraron “.

   El Sr. Ponce señaló que los policías dieron vuelta los objetos existentes dentro del automóvil. Expresó, que según le fue informado, la mujer policía pretendía llevarse el par de botellas que allí había, y que otro efectivo le hizo desistir de su intención.

   Ponce señaló que un pequeño grupo de jóvenes aguardaba dentro de su hogar la llegada de su hijo y el amigo.  Al percatarse de lo que estaba ocurriendo fuera, salieron de inmediato y observaron cómo eran maltratados ambos jóvenes.  Señaló que ellos requirieron a los policías que cesaran en su violenta actitud, recibiendo insultos como respuesta. También sostuvo que la mujer uniformada intentó agarrar a uno de los jóvenes de los pelos. Luego de todo ello, los efectivos se retiraron del lugar sin encontrar ningún elemento indebido.

   Luis María Ponce afirmó que al enterarse de lo sucedido requirió a ambos jóvenes que se presentaran de inmediato ante el titular de la Sub DDI local y se pusieran a disposición para someterse a los exámenes físicos que pudieren corresponder y luego solicitaran las explicaciones pertinentes. … “ Así lo hicieron”, dijo.

   El Sr. Ponce cuestionó la violencia policial ejercida sobre los jóvenes y las actitudes humillantes a que fueron sometidos…. “ Lo que hizo Blanco Rios es una gansada. Un golpe bajo”, expresó.

   El reconocido periodista sostuvo que el estado de derecho en nuestro país no está consolidado. Dijo que lo que están consolidadas son nuestras obligaciones.

   “ Si se equivocó, lo tiene que asumir “, dijo Ponce refiriéndose al comisario Blanco Ríos,  y agregó:  “ Si tiene algún problema con el comerciante o conmigo, tiene que arreglarlo con nosotros, no con los pibes ”. … “Sé respetuoso”, le exigió Ponce.

   Según se informó, los uniformados se trasladaron en un auto particular, que sería un “Siena verde”, sin identificación.

   RECORDAMOS  que como principio general el art. 225 del Código procesal que nos rige establece que la orden de requisa personal debe ser librada por el Juez de Garantías a requerimiento del agente Fiscal mediante decreto firmado, en tanto haya motivos suficientes para presumir que la persona oculta en su cuerpo cosas relacionadas con un delito.

    Excepcionalmente, la Policía puede realizar requisas sin orden judicial en tanto haya indicios de que esa persona ha cometido un delito recientemente o que exista una cuestión de urgencia. En todo procedimiento preventivo debe existir una orden operacional superior de una instancia policial con competencia para decidir políticas de prevención de delitos

    La existencia de un operativo no puede por sí sola facultar al personal policial a requisar discrecionalmente a los transeúntes, ya que si ello fuere así se permitiría que la fuerza de seguridad tuviera en sus manos el cercenamiento de las garantías individuales y se admitiría al Estado injerencias arbitrarias en los derechos de las personas.

   Según se informó, la denuncia de estos hechos ya fue remitida a la Auditoría de Asuntos Internos del Ministerio de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires.

   Los abusos de poder pueden tener consecuencias lamentables.