Cargando...

Espere un momento por favor.

La preocupación se convirtió en reclamo a las autoridades policiales y municipales

En las últimas semanas, la inseguridad tiene a maltraer a vecinos domiciliados en un sector de nuestra ciudad. La seguidilla de hechos delictivos ha despertado la preocupación, que no es una sensación, de vecinos que decidieron autoconvocarse para hacer más fuerte el pedido de medidas preventivas.

En un local comercial de avenida Cereijo, entre 8 y 10, en la tarde de ayer, alrededor de treinta vecinos domiciliados en las inmediaciones, entre ellos algunas de las víctimas del accionar delictivo en los últimos días, se reunieron para plantear el camino a seguir atento a la problemática existente. Para bien los sorprendió la presencia del jefe de la Estación de Policía Comunal, comisario Matías Ortelli, acompañado por sus más inmediatos colaboradores, y del titular de Protección Ciudadana, Julio Alejandro López.

Ramón Mascioni, familiar de un matrimonio de abuelos damnificado, explicó a la prensa que en las próximas horas se le entregará al intendente Esteban Reino una nota en la cual le solicitarán la instalación de cámaras de seguridad en sectores de avenida Cereijo y aledaños, entre otras acciones.

"Las medidas que se aplican en materia de seguridad no alcanzan. Si seguimos así, con esta ola de inseguridad vamos a terminar con un vecino muerto", explicó preocupado Mascioni.


EN ACCION

Ortelli y López mantuvieron una charla por espacio de unos treinta minutos con los vecinos autoconvocados quienes, a su término, coincidieron en manifestar su satisfacción por las promesas y respuestas brindadas por parte de las autoridades.

En lo inmediato, se intensificarán los patrullajes y controles, mientras que a futuro se pondrá a consideración del Departamento Ejecutivo la posibilidad de concretar la instalación de cámaras de seguridad. Admitió López que para cumplir con ello debería llamarse a una licitación, trámite que demandaría entre tres y cuatro meses en caso de tomarse la decisión.

"Sabemos y lamentamos que haya recrudecido el delito en este sector de la ciudad. Por lo pronto, pondremos las herramientas a nuestro alcance para revertir esta realidad", aseguró el responsable de Protección Ciudadana.

Por su parte, el comisario Ortelli, cuyos vecinos resaltaron que se haya hecho presente ante la preocupación que tomó estado público, no ocultó su preocupación por la reiteración de ilícitos. Es por eso que les aseguró que de manera inmediata se dispondrá de un nuevo esquema de prevención en la zona.

MAS TRANQUILOS

Hubo rostros más distendidos al término del cónclave. Fue Mascioni quien nuevamente, ante la prensa, reveló que "la Policía tomará medidas que ojalá conduzcan a que se solucione el problema de la inseguridad. Estamos más tranquilos con lo que la Policía ofreció en materia de prevención", indicó. No obstante, la intención de los vecinos es poder dialogar con el intendente Esteban Reino para entregarle un petitorio con una serie de pedidos.

Alejandro López (Protección Ciudadana)

"El enojo y la impotencia de los vecinos es comprensible"

Se lamenta por lo sucedido. "Ojalá nos hubiéramos podido adelantar a los hecho", dijo. Pero no pudo ser. Para Alejandro López, responsable de Protección Ciudadana, está "muy bien" que los vecinos reclamen tras la seguidilla de hechos delictivos que azotó a un sector de la ciudad.

"Es muy útil que reclamen. La prevención la hacemos entre todos. Que los vecinos se movilicen para ayudar, es lo mejor que nos puede pasar aunque lamentamos lo sucedido", sostuvo el funcionario.

Añadió López que "el enojo y la impotencia de los vecinos es comprensible. Uno trata de ponerse en el lugar de ellos. A mí no me hace gracias cuando voy a la casa de una persona que ha sido víctima de un hecho de inseguridad. Entiendo y hasta acepto cuando los vecinos no reaccionan bien. No fue este el caso aclaro, donde actuaron con absoluto respeto".