Cargando...

Espere un momento por favor.

Entretelones de la fundación del partido de Balcarce

Algunos datos anecdóticos de la época en que fue fundado el Partido de Balcarce nos acercan las integrantes del Museo Histórico Municipal para la difusión de nuestra historia. Vale destacar que esta institución que guarda y atesora diferentes hitos de la historia mañana celebrará su 19° aniversario en conjunción con el 152° aniversario de nuestro Partido.
“Desde aquel 31 de agosto de 1865 han pasado 152 años que nos narran los entramados de tradiciones e historias individuales y colectivas, las profundas transformaciones no sólo del territorio y sus administradores sino también de sus pobladores.
“En este nuevo aniversario de la creación de nuestro partido, repasamos algunos aspectos de su historia. Durante mucho tiempo el Río Salado sirvió de límite a dos zonas jurisdiccionales: la zona interior, próxima a Buenos Aires y la exterior al Sud. Estas tierras hacia 1837 se hallaban divididas en 17 Partidos a cargo de Jueces y Alcaldes, y debieron transcurrir casi tres décadas para que se diera una nueva ley al respecto, la que fue sancionada el 19 de Julio de 1865 y dividió la campaña al exterior del Salado en 27 Partidos.
“Lejos de la imagen actual estaba el paisaje rural de aquella época… Inmensas propiedades de campos llanos algunos, de terrenos quebrados otras, ásperas sierras de escarpadas laderas, casi inaccesibles salpicadas de montes de curro y arroyitos de suave murmurar de los cuales hoy sólo algunos carteles nos recuerdan sus nombres originales.    

“En aquellas inmensas soledades, sin medios de comunicación fuera del caballo, la creación de un partido y el establecimiento de las autoridades correspondientes eran indispensables para quienes poblaban estas tierras. Es aquí, en el campo, en las dispersas estancias, en los puestos, en el caserío y en las perdidas esquinas y pulperías donde debemos situar a aquellos habitantes del partido por entonces. De entre ellos surgirán los primitivos administradores del Partido, cuyo nombre fue establecido por decreto del 31 de agosto de 1865 en honor al prócer Antonio González Balcarce, triunfante en la batalla de Suipacha durante las luchas por la independencia de nuestro país.
“La administración del Partido que incluía los actuales Partidos de General Alvarado y General Pueyrredón, estaba a cargo de los Jueces de Paz, cuyas funciones distaban totalmente de las actuales. Aquellos hombres centralizaron por muchos años el poder de la Ley: diligenciaban los exhortos de la justicia ordinaria y comercial, resolvían pleitos entre vecinos, percibían los impuestos, administraban los bienes del estado, reclutaban soldados por orden superior y enviaban a los delincuentes bajo custodia a la Capital, entre otros. El poder que detentaban era grande y los dominios sobre lo que lo ejercían eran inmensos. Don Juan Gregorio Peña es designado Primer Juez de Paz, que instala el Juzgado en la Estancia “Tres Lomas” de Anchorena, que por entonces era su Administrador. Hasta la fundación de la ciudad, más de diez años después, el Juzgado se fue trasladando a otras estancias o comercios, de acuerdo al sitio en que habitara quien era nombrado como Juez de Paz. Así pues hasta 1879, cuando se desprende el partido de Gral. Pueyrredón del de Balcarce, la sede de la autoridad se trasladó cinco veces a las estancias “La Ballenera” de Luis Dupuy, “Chapadmalal” de Florisbelo Acosta, “La Caldera” de Pedro Bouchez y el comercio “La Independencia” de José Andrés Chávez. Una vez fundada la cabecera del partido, la sede se trasladará a la ciudad.
              “El Juez de Paz será la autoridad máxima del partido junto con la Comisión Municipal hasta 1886 en que aparecerá la figura del Intendente como autoridad político-administrativa separada del Juez de Paz que sólo desempeñará funciones judiciales”.