Cargando...

Espere un momento por favor.

Vecinos muy conformes con trabajos en 16 y 39

La Secretaría de Planeamiento, Obras y Servicios Públicos informa que se ha culminado con la primera etapa de los trabajos sobre un sector crítico de nuestra ciudad y que llevaba años sin ser sometido a un trabajo de fondo para evitar que los vecinos del lugar deban padecer las consecuencias como, por ejemplo, de la lluvia.
Se trata, específicamente, del tramo comprendido por calle 16 desde Av. Pueyrredón (39) hasta calle 41, donde las intensas precipitaciones producían anegamientos de calles, viviendas y talleres ubicados en las inmediaciones.
Por ese motivo se llevaron a cabo una serie de obras de canalización del agua hacia los desagües que se encuentran por 39, mediante el correspondiente entubamiento. También se aprovechó ese frente de acción para ejecutar un nivelado de la calle para que los trabajos sean funcionales y perdurables.
“Hay que darle continuidad a la obra”

El concejal Leandro Spinelli explicó que “era un reclamo justificado de los vecinos a raíz a las inundaciones que se producían en esta zona debido a la falta de nivel y de canalización”.
Indicó que “la Subsecretaría de Obras y Servicios Urbanos tuvo a su cargo las tareas necesarias para poder canalizar el agua al conducto pluvial principal hacia calle 39, derivándola hacia allí y evitando que ingrese en las casas, comercios o talleres de la zona”.
“Hoy estamos evaluando esta primera parte y pudimos verificar que los trabajos cumplieron con su finalidad, aunque hay que darle continuidad”, acotando que “nos habíamos comprometido a venir a observar el rendimiento tras una precipitación porque no hay mejor parámetro que tomar contacto con el vecino para que manifieste si las obras cumplen con el objetivo que se persigue”.
Palabras de los vecinos
 Miguel es unos de los contribuyentes que tiene su vivienda en el sector y que se había visto perjudicado por el ingreso del agua. “Estoy contento porque el agua ya no ingresa a mi casa y antes con muy poco no había manera de evitar que entrara; no podía hacer nada para mejorarla porque estaba todo el tiempo húmeda y con los muebles estropeados. Ahora te das cuenta que el agua corre”.
Daniel es propietario de un taller mecánico y siempre formuló fuertes reclamos por este padecimiento. “Prometieron venir y lo hicieron y ahora esperaremos a la segunda etapa. Tenemos una calle digna y como queremos, porque permitirá arreglar nuestras entradas”.
Ariel es un empresario que posee su fábrica en las inmediaciones y también vio con beneplácito los trabajos realizados. “No se canalizaba bien el agua y se acumulaba en la mitad de la cuadra inundando a varios vecinos, pero veo que la obras funcionan y no se junta. Queremos que sigan para lograr un cordón cuneta y que quede diseñada la cuadra para poder terminar nuestras veredas”.